Cómo controlar la ira en las discusiones

controlar la iraCómo controlar la ira en las discusiones

Para algunas personas, es muy difícil controlar la ira en las discusiones y le llevan a comentarios y comportamientos indeseados, de los que luego se arrepiente y culpa, aumentando mucho más el malestar.

El primer paso para poder controlar las respuestas movidas por la ira es saber detectar las señales de peligro que la activan.

Como toda respuesta en nosotros, vamos a encontrar varios componentes:

  1. Fisiológica: cómo responde el cuerpo (por ejemplo: aceleración del ritmo cardíaco, opresión en el pecho, sentirse acalorado, etc.)
  2. Conductuales: lo que se hace (por ejemplo: apretar los puños, alzar la voz, mirar al otro de forma fija y persistente)
  3. Emocionales: sentimientos que pueden acompañar (por ejemplo: miedo, celos, sentirse herid@)
  4. Cognitivas: lo que se piensa en respuesta a la situación (por ejemplo: hay que ver…, no puede ser…, siempre igual…)

Una vez que somos conscientes de que algún componente de éstos se está empezando a activar, lo ideal es salirse de la situación, pedir un momento y ausentarse.

Ya fuera de la situación, el siguiente paso para controlar la ira sería tratar de calmarse, tomando un poco el aire, bebiendo un vaso de agua, o diciéndonos a nosotros mism@s mensajes tranquilizadores.

Si es necesario, se puede posponer la discusión para otro momento, en el que las emociones estén apaciguadas y así, nos permitan dialogar de una forma más sana y constructiva.

 

Fuente de la imagen: https://julioperezsuarez.files.wordpress.com/2014/02/img222.jpg?w=1000

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *